El Botafumeiro. ¿Por Qué se llama así?

El botafumeiro, que traducido al castellano sería «echahumos», y cuyo origen se encuentra en la necesidad de purificar el ambiente del santuario producido por el hacinamiento de peregrinos. Estos, después de varios meses de caminata, llegaban sucios y malolientes a las vistas de Santiago en el lugar llamado Lavacolla.

La palabra deriva del latín Zava, con el mismo significado que en castellano, y coleo, que significa testículo, lo que viene a decir que en aquel lugar se aseaban a fondo los peregrinos. A pesar de ello habla algunos que no lo hacían.

botafumeiro-5005906

LEER  ¿Por Qué Decimos que nos Pasamos de la Raya?