¿Por qué no deben comer chocolate los perros?

Definitivamente, los perros y el chocolate no son compatibles. La mayoría de los propietarios de perros saben que el chocolate es tóxico para los perros y puede ponerlos muy enfermos. Pero, ¿Qué ocurre cuando un perro come chocolate? ¿Y por qué es tan peligroso para ellos? Aquí tienes todo lo que necesitas saber sobre por qué los perros deben evitar comer chocolate a toda costa.

El chocolate está en la lista de alimentos tóxicos para perros debido a la presencia de una sustancia química llamada teobromina en él, que el cuerpo del perro no puede metabolizar correctamente.

perro comiendo chocolate

¿Qué pasa si el perro come chocolate?

Los vómitos o la diarrea son posibles efectos secundarios. En cambio, cantidades mayores pueden tener consecuencias más graves. La teobromina puede provocar temblores musculares, convulsiones, latidos irregulares del corazón, hemorragias internas y un ataque cardíaco en dosis excesivas.

Comer chocolate también puede provocar pancreatitis en los perros. Por tanto, si tu perro ha comido chocolate, es mejor que lo vigiles y que te pongas en contacto con tu veterinario si tienes alguna duda.

¿Cuánto se tarda en hacer efecto el chocolate en los perros?

El perro puede desarrollar síntomas leves como hiperactividad, vómitos, diarrea, sed, micción frecuente y jadeo tras ingerir una gran cantidad de chocolates después de 6 a 12 horas.

LEER  ¿Por qué mi perro llora cuando ve a otros perros?

Si tu perro consume una cantidad letal de chocolate, puede desarrollar síntomas graves, como temblores musculares, latidos irregulares del corazón, convulsiones y la muerte. Por eso es muy importante mantener el chocolate alejado de los perros.

¿Cómo eliminar el chocolate del cuerpo de un perro?

Administra este alimento al perro dentro de las 2 horas siguientes a su ingestión, y haz que vomite. Luego dale líquidos para desintoxicar su cuerpo. Dependiendo de la gravedad, puede ser necesario colocar una sonda nasogástrica para lavar su estómago.

Si tu perro ha comido chocolate, el primer paso es provocar el vómito. Esto puede hacerse dando al perro una pequeña cantidad de peróxido de hidrógeno. La dosis dependerá del tamaño de tu perro. Para un perro pequeño, dale 1-2 cucharaditas. Para un perro mediano, dale 3-4 cucharaditas. Para un perro grande dale 1 ó 2 cucharadas soperas.

Si tu perro no vomita en 15 minutos, repite la dosis. Si sigue sin vomitar, es hora de llevarlo al veterinario.

En el veterinario, es probable que le den a tu perro una inyección de líquidos para ayudar a eliminar el chocolate de su organismo. También es posible que tu perro necesitará un lavado de estómago.

Después de que tu perro haya sido tratado, es importante vigilarlo durante las siguientes 24-48 horas. Observa si hay signos de diarrea, vómitos o temblores. Si observas alguno de estos signos, ponte en contacto con tu veterinario inmediatamente.

¿Qué pasa si un perro se come un bombón?

Los perros no deben consumir nunca ningún producto elaborado con cacao, ya que la intoxicación por teobromina es increíblemente peligrosa para ellos. La teobromina es la sustancia del chocolate que lo hace tentador, pero el sistema de los perros no puede soportarla. En dosis elevadas, la teobromina puede ser mortal para los perros.

LEER  ¿Por qué vomitan bilis los perros?

Incluso en pequeñas dosis, puede provocar vómitos, diarrea, jadeo, sed y micción excesivas, hiperactividad, inquietud y latidos irregulares del corazón. Si tu perro ha comido chocolate, llama inmediatamente al veterinario.

¿Qué deja ciego a los perros?

Su sensibilidad a lo dulce es mucho mayor que la nuestra y, por ello, comer sacarosa les hará correr un alto riesgo de ceguera. Los perros tienen una anatomía de los ojos muy diferente a la nuestra, y la parte de su ojo encargada de detectar lo dulce está muy desarrollada.

Cuando consumen grandes cantidades de azúcar, puede provocar un pico de azúcar en la sangre y ponerlos en riesgo de ceguera.

¿Qué le hace el azúcar a los perros?

Los dueños de perros deben evitar alimentar a sus mascotas con dulces o azúcar. Aunque sea tentador ceder a esos ojos suplicantes, el azúcar puede provocar problemas de salud como la obesidad y la diabetes en los perros.

Estas afecciones pueden causar complicaciones a largo plazo, como la pérdida de visión. Así que, la próxima vez que estés en el supermercado, resiste el impulso de comprarle a tu cachorro una bolsa de caramelos.